Última actualización: 29/06/2021
Auch verfügbar in:

Nuestro método

4Productos analizados

45Horas invertidas

13Estudios evaluados

215Comentarios recaudados

¿Te encanta cocinar, pero tienes poco tiempo? ¿No puedes vivir sin una taza de té o café caliente? ¿No tienes hueco en la cocina para electrodomésticos grandes? Entonces, aquí tenemos la solución. Los hervidores de agua pequeños te ayudarán a calentar agua en un abrir y cerrar de ojos en casa, la oficina o inclusos en tus viajes sin ocupar mucho espacio.

Gracias a este aparato tan práctico, por fin podrás tomarte esa infusión antes de dormir o ese café después de comer que antes no te preparabas por falta de tiempo. Si tú también quieres hacerte con el electrodoméstico favorito de los ingleses, ¡entonces no te pierdas este artículo!




Lo más importante

  • Los hervidores de agua pequeños son ideales para los amantes de las infusiones, las personas que tienen poco tiempo para cocinar o que no disponen de mucho espacio en la cocina. Gracias a su velocidad y formato, son de lo más prácticos y compactos.
  • Encontrarás en el mercado múltiples modelos, cada uno con características especiales para distintos perfiles de usuarios. En cualquier caso, elijas el que elijas, tendrás que ocuparte de algunas cuestiones como la limpieza o la descalcificación del aparato.
  • Aunque se comercializa una gran variedad de hervidores de agua pequeños, no todos se adaptan a las mismas necesidades. Por eso, hay que tener en cuenta algunos factores como la capacidad, la velocidad o el material para así elegir el más adecuado.

Los mejores hervidores de agua pequeños del mercado: nuestras recomendaciones

¿Estás buscando un hervidor de agua pequeño y no sabes por dónde empezar? Que no cunda el pánico, suele pasar. Hay tanta variedad en el mercado que muchas veces no sabemos cuál elegir. Por eso, en esta sección vamos a hacerte algunas recomendaciones para que escojas el que más se adapte a tus necesidades.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre los hervidores de agua pequeños

¿Piensas que lo sabes todo sobre los hervidores de agua? Entonces, ¿sabrías decirnos qué cuidados especiales necesitan, qué tipos hay o cuánto consumen? Si te acabas de dar cuenta de que todavía te queda mucho por descubrir, hoy estás de suerte porque en este artículo te lo contamos todo.

hervidor de agua

Para que te hagas una idea, un hervidor de agua pequeño gasta unos 0,04 kWh. (Fuente: Drinkins: 11500220/ freepik)

¿Por qué comprar un hervidor de agua pequeño?

Lo más seguro es que estés pensando, ¿para qué necesito un hervidor de agua si tengo ollas y microondas en casa? Pues bien, es una de las preguntas estrella sobre este aparato. Efectivamente, hay un montón de formas para calentar agua. No obstante, los hervidores lo hacen en un tiempo récord y ofrecen otras ventajas. Si todavía no te queda claro para qué puedes usar el agua caliente de este electrodoméstico pequeño, aquí te dejamos algunas ideas:

  • Hacer una infusión, un té o un café.
  • Preparar un biberón rápidamente.
  • Hervir pasta o verduras o cocer arroz.
  • Llenar una bolsa de agua caliente.
  • Hacer sopas de sobre o fideos instantáneos.
¿Sabías que el primer hervidor eléctrico lo inventó la empresa Compton and Co en 1891?

¿Qué tipos de hervidores de agua hay?

Está claro que prácticamente todo el mundo ha visto en su vida un hervidor de agua. No obstante, ¿quién se ha parado a pensar en las distintas variedades que se comercializan o las diferencias que hay entre ellos? Pues bien, para clasificarlos podríamos atender a diferentes criterios. No obstante, en esta sección hemos decidido centrarnos en su sistema de funcionamiento.

Tipos Características Ventajas
Eléctricos Son los más habituales y suelen incorporar un termostato. Dependen del circuito eléctrico. Son fáciles de transportar, especialmente los de viaje.
Fogón Se usan con gas o la vitrocerámica. Cuando el agua empieza a hervir hacen un ruido similar al de la olla exprés. Son más duraderos que los eléctricos.
Cerámicos Su funcionamiento es similar al de un cazo y se calientan enchufándolos a la toma de red o con el fogón. Son muy fáciles de usar y suelen tener un diseño muy bonito.

¿Cuáles son las ventajas de los hervidores de agua pequeños?

Si aún no sabes si comprarte un hervidor de agua y te estás preguntando qué beneficios te puede aportar, aquí te los contamos. En el siguiente cuadro, verás los principales puntos positivos y negativos de este aparato.

Ventajas
  • Hierven el agua rápidamente.
  • Son fáciles de usar.
  • Consumen poca energía.
  • Permiten controlar la temperatura.
  • Son una inversión económica y duradera.
  • Ocupan poco espacio.
  • Permiten calentar agua en cualquier parte.
Desventajas
  • Exigen un cuidado y limpieza especial.
  • Hay que descalcificarlos con frecuencia para eliminar la cal acumulada.

¿Hervidor de agua pequeño con o sin cable?

No es un secreto que hay hervidores de agua pequeños de muchos tipos. Eso sí, si queremos dividirlos en dos grandes grupos, seguro que nos fijamos en si son inalámbricos o no. Veamos algunas de las características que los diferencian para que decidas cuál te convence más.

Con cable Sin cable
Funcionamiento Enchufados a la toma de red. Incorporan una base conectada a una fuente de energía.
Ventajas Para tomar agua caliente lejos de la toma de red, hay que calentarla previamente y mover luego solo la jarra. Se puede disfrutar de agua caliente en todas partes.
Uso recomendado Casa u oficina. Viajes o acampadas.

¿Cuánto consume un hervidor de agua pequeño eléctrico?

Son muchos los que se preocupan por el consumo de este tipo de aparatos. Es cierto que el nivel de consumo está directamente relacionado con el tamaño y las funciones del electrodoméstico. No obstante, los de formato pequeño suelen necesitar poca energía.

Además, lo más seguro es que lo enciendas como mucho un par de veces al día durante unos minutos, así que no alterará demasiado tus facturas ni afectará enormemente al medioambiente. De hecho, tiene una eficacia real mayor a la del microondas o la vitrocerámica.

¿Cómo limpiar un hervidor de agua?

Si te animas a comprarte un hervidor de agua pequeño, es fundamental que lo cuides y mantengas limpio para que dure el mayor tiempo posible. Por eso, aquí te vamos a contar una forma muy sencilla de realizar la limpieza del aparato con vinagre blanco. Echa en la jarra una taza de vinagre y 3 de agua y enciende el calentador hasta que hierva la mezcla. Apágalo y deja que el líquido repose toda la noche. Por la mañana, solo tendrás que vaciar la jarra y enjuagarla como de costumbre.

Para limpiar el exterior, solo necesitarás un trapo húmedo y un paño seco. Asegúrate primero de que el hervidor está apagado y desenchufado y evita que el material del trapo o paño no sea áspero para no rayarlo. Si realizas este proceso con cierta frecuencia, verás como tu hervidor estará como nuevo durante mucho tiempo.

¿Cómo eliminar la cal de un hervidor de agua?

Si has usado el hervidor con frecuencia, ha llegado la hora de descalcificarlo. Esto ocurre porque una alta acumulación de cal en el calentador no solo puede dañarlo, sino que también modificará el sabor del agua y hará que los gérmenes y las bacterias proliferen con mayor facilidad. Vamos a compartir contigo un método muy sencillo a la par que eficaz:

  • Echa zumo de limón en la jarra hasta llenar aproximadamente el cuarto de su capacidad total.
  • Deja que repose durante una hora y, luego, vierte agua hasta completar el resto.
  • Hierve la mezcla y, después, aclara bien la jarra para eliminar los restos de limón. ¡Y listo!

Es importante hacer este proceso de vez en cuando, aunque la frecuencia exacta dependerá de la dureza del agua que uses. Ten en cuenta que algunos hervidores incluyen filtros que purifican el agua y son fáciles de limpiar. Si el agua de tu zona es muy dura, tal vez te interese que el hervidor esté equipado con este accesorio.

hervidor de agua

Te recomendamos que solo hiervas el agua que vas a utilizar para que siempre la tomes fresca. Muchas veces al recalentarla pierde algo de sabor. (Fuente: Abbat1: 5982485/ pixabay)

¿Son compatibles los hervidores de agua con otros líquidos?

Sabemos que ahora que has descubierto que puedes prepararte un té riquísimo en unos minutos, quieres calentar también la leche del desayuno a la misma velocidad. Desgraciadamente, se recomienda que solo se introduzca agua en los hervidores porque el resto de líquidos no se evaporan igual y dejan residuos.

De hecho, como pueden desbordarse, es muy probable que estropeen las piezas eléctricas del aparato. Por tanto, te aconsejamos que busques hervidores más profesionales que incluyan la función especial para calentar leche.

Criterios de compra

Ya sabemos que ya no te quedan dudas sobre los hervidores eléctricos, pero es muy probable que ahora no sepas cómo elegir el mejor. No pasa nada, aquí te vamos a indicar unos cuantos factores que tienes que tener en cuenta para asegurarte de que escoges el que más va contigo.

Tamaño

El tamaño es un factor fundamental a la hora de escoger un hervidor. Eso sí, ten en cuenta que cuando hablamos de tamaño nos referimos a dos cosas. Por un lado, a las medidas del producto, ya que en función del espacio que tengas, elegirás un modelo u otro. Como en este artículo nos hemos centrado en los de formato pequeño, no te preocupes porque todos los que te hemos propuesto cabrán sin problema en tu cocina, despacho de la oficina, macuto de excursión, etc.

Por otro lado, hablamos de la capacidad de la jarra. El tamaño del producto determina la capacidad de agua que podremos hervir en él. Aunque se comercializan de todo tipo, en los pequeños suele caber hasta 1 litro de agua. Pregúntate para qué lo vas a necesitar y cuánta gente lo va a utilizar para así buscar un modelo que cubra todas tus necesidades.

Control de temperatura

Una de las ventajas de los hervidores eléctricos es que permiten seleccionar la temperatura exacta a la que queremos que se caliente el agua. Es más, algunos incluso incorporan la función de parada automática, que apaga el aparato en cuanto se alcanzan los grados indicados.

Por ejemplo, el té blanco se debe calentar a unos 150 grados durante como máximo 2 minutos, mientras que el té negro es mejor que hierva durante 2-3 minutos a 210 grados. Solo los más sibaritas advierten estas diferencias, ¿pero por qué no pruebas a adaptar la temperatura a tu bebida preferida?

chica con cafetera

Si quieres preparar rápidamente una taza de café riquísima solo necesitas el agua caliente del hervidor, un filtro y café al gusto. (Fuente: Maksim Goncharenok: 4351805/ pexels)

Velocidad

No nos engañemos, los calentadores de agua conquistan por la velocidad en la que consiguen alcanzar el punto de ebullición. Por eso, casi todo el mundo busca modelos que garantizan la rapidez. De hecho, recomendamos los hervidores rápidos a todas esas personas que tienen poco tiempo y quieren prepararse una bebida caliente para el desayuno, la pausa de café de la oficina o el té de la merienda.

Si para ti la velocidad es un criterio fundamental, recuerda que aunque la mayoría consiguen hervir el agua en menos de 5 minutos, muchos lo hacen en apenas 60 segundos. Prioriza entonces estos últimos.

Material

Otra de las características que determinarán tu elección es el material del que esté hecho el calentador. Casi todos están fabricados con acero inoxidable, vidrio, plástico o metal. De hecho, algunos combinan varios de estos materiales. Si no sabes por cuál decantarte, es importante que sepas que el vidrio y el metal se suelen calentar. Por eso, fíjate en que el asa esté hecha de otro material para que no te quemes al agarrarla. Eso sí, lo bueno del vidrio es que te permite ver en todo momento el contenido de la jarra.

Por otro lado, los que son de plástico o acero inoxidable suelen ser más ligeros y manejables. Hay que tener cuidado con el plástico porque si no es de buena calidad puede modificar un poco el sabor. Te recomendamos que elijas uno sin BPA. En cuanto al acero inoxidable, es bastante duradero y además muy fácil de limpiar.

Diseño

Es cierto que el diseño no es un criterio primordial a la hora de comprar un electrodoméstico. No obstante, ¿a quién no le gusta tener una cocina bonita? Por eso, después de valorar las características técnicas, mucha gente va más allá y escoge el modelo que mejor se adapte a los colores y estilo de decoración del lugar donde lo vaya a poner. Si tú eres de esos, no te preocupes. Los hay para todos los gustos, así que seguro que encuentras uno que te encante.

Extras incluidos

Después de haberte contado los principales criterios que tienes que valorar al comprar un hervidor de agua pequeño, vamos a mencionarte algunas funciones extra que incluyen algunos modelos. Así, quizás descubres alguna que te interese y quieras priorizar. Por ejemplo, el apagado automático para el aparato en cuanto se alcanza la temperatura seleccionada y el mantenimiento del calor conserva el agua caliente durante bastante tiempo.

Si optas por un modelo con cable, es posible que quieras que incorpore en la base un compartimento para guardarlo. Si buscas un resultado preciso, entonces escoge una jarra que incluya un medidor. Ten en cuenta también que si eres sensible al ruido, tal vez prefieras uno silencioso.

Resumen

Si te pasas la vida calentando agua para cocinar o preparar tus bebidas favoritas, un hervidor de agua pequeño puede marcar un antes y un después en tu rutina. No solo conseguirás un resultado más preciso, sino con mayor rapidez y un consumo energético menor. Eso sí, recuerda que no puedes dejar de lado la limpieza o descalcificación si quieres potenciar su vida útil.

Si estás pensando en comprarte uno, fíjate en aspectos como el tamaño, el control de temperatura o las funciones extra para asegurarte de escoger el que más se adapte a tus necesidades. Si optas por el más apropiado, disfrutarás al máximo de tu nuevo electrodoméstico y conseguirás que dure mucho tiempo. Deja un comentario si este artículo te ha servido de ayuda.

(Fuente de la imagen destacada: 童 彤: 7EeeSN-eGsI/ unsplash)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones