Última actualización: 29/06/2021

Nuestro método

7Productos analizados

21Horas invertidas

6Estudios evaluados

30Comentarios recaudados

Un buen indicador de la higiene personal son las uñas. Así como lo oyes. Y, ¿Cuál es el secreto para unas uñas bonitas? Un cortaúñas adecuado. Esta herramienta es primordial para el cuidado corporal. ¡En tu casa no debe faltar!

En el caso de que no sepas cuál cortaúñas comprar, tienes mucho de donde escoger. A lo largo de este escrito ahondaremos en los aspectos más importantes de este utensilio. Te darás cuenta de que hay muchos tipos y tamaños. También verás que hay una ciencia detrás del cuidado de tus uñas.




Lo más importante

  • El cortaúñas es una herramienta similar a unas pinzas. Básicamente, es un mango unido a unas cuchillas para cortar las uñas. El proceso de cortado debe ser cuidadoso. Por ello, se deben considerar distintos tipos de corte. Dependiendo si el corte es para las uñas de los pies o de las manos, éste variará.
  • Podemos encontrar distintos tipos de cortaúñas. Está de tipo alicate, más recomendado para uñas gruesas. De tipo tijera, para uñas más delgadas. Por último, el convencional que tiene diferentes tamaños para los pies o las manos.
  • Hay varios atributos del cortaúñas que son más significativos para los usuarios. Entre ellos están: los diseños ergonómicos, el tamaño y los accesorios adicionales.

Los mejores cortaúñas del mercado: nuestras recomendaciones

¿Estás buscando opciones de cortaúñas? ¿No sabes por dónde empezar? Te hemos preparado una selección de productos de interés. Cada uno de ellos con reconocimiento y excelente calidad. Con esto pretendemos guiarte por el mejor camino.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre el cortaúñas

Hay personas que aún tienen muchas dudas acerca de los cortaúñas. En esta sección trataremos de responder todas las preguntas que puedan existir. De esta manera lograrás conocer mejor el producto y sus tipos, y realizarás una selección adecuada.

Mujer sonriente mostrando sus uñas cuidadas. (Fuente: Park Street: McYfdyEDA/ Unsplash)

¿Cómo usar el cortaúñas?

El cortaúñas es la manera más sencilla de cortarse las uñas. Su utilización es muy simple. Existen varios tipos de cortaúñas de los que hablaremos más adelante. No obstante, explicamos la forma de uso del cortaúñas estándar. Este es el clásico modelo que vemos en todas partes. Para lograr un uso correcto, deberás seguir los siguientes pasos:

  1. Abrir el cortaúñas: Levantar y girar la palanca del cortaúñas.
  2. Elige dónde empezar: Selección la uña del dedo donde quieras empezar a cortar. La sugerencia sería empezar por la más corta, para tratar de ponerlas al mismo nivel.
  3. Sostén el cortaúñas con la mano: cuando vayas a empezar a cortar la uña.
  4. Corta la uña: Coloca una uña entre las navajas que se encuentran una frente a otra. Presiona la palanca superior y la parte inferior para juntarlas, y así cortar el borde de la uña.

Como puedes ver, utilizar el cortaúñas es muy fácil. Para los otros tipos de cortadores como el de alicate, el proceso llega a ser prácticamente igual. Así que después de esta breve explicación, ya no deberías tener duda en utilizarlo.

¿Qué tipos de cortaúñas existen?

En el mercado se pueden encontrar una infinidad de tipos cortaúñas. Hay para todos gustos, colores y diseños. Igualmente se pueden encontrar para animales, especialmente para gatos, perros, conejos. Existen muchos tipos, pero para fines prácticos los dividiremos en tres grandes grupos:

Tipo Características Recomedaciones
Cortauñas convencional o de palanca Está conformado por un sistema de palanca. Al ejercer fuerza en la palanca se logran unir dos navajas o laminillas que están en el extremo. De esta manera logran cortar la uña. En uñas de manos y pies de cualquier grosor. Ya que se encuentran de diferentes tamaños con diferentes fines.
Alicate o pinzas cortauñas Tiene la misma forma de un alicate herramental, solo que más pequeño. Cuentan con muelles para abrir y cerrar las pinzas. Los filos tienen curvaturas y ángulos para comodidad en el proceso de corte. Ideal para las uñas de los pies, ya que su diseño permite sostenerlas cómodamente.
Tijeras cortauñas. Son generalmente pequeñas y de hojas cortas. Sus hojas suelen ser un poco curvadas para adaptarse a la forma de la uña. Se suelen utilizar en uñas más delgadas y flexibles. Ya que no suelen tener tanta fuerza.

Dentro de cada una de estas categorías podemos encontrar una gran variedad. Por ejemplo, del cortaúñas convencional, hay tamaños más grandes, y con hojillas más rectas para las uñas del pie. Del mismo modo, en los alicates también podemos encontrar más tamaños.

Sea cual sea tu elección, debes saber que es un artículo de higiene imprescindible.

¿Cuáles son las partes de un cortaúñas?

Como hemos mencionado anteriormente, existen diseños y tamaños muy variados. Todos los tipos de cortaúñas tienen básicamente una misma estructura. Constan de dos laminillas u hojillas unidas a un extremo. Además, cuentan con un mango en el otro extremo. Este mango permitirá darle movilidad a las hojillas y cumplir su función.

Por último, algunos de ellos cuentan con accesorios adicionales. Como la laminilla puntiaguda para la limpieza, o lima, entre otros. Por lo tanto, las partes esenciales del cortaúñas se pueden resumir en las siguientes:

  • Mango
  • Hojas de corte
  • Punto de apoyo del mango
  • Punto de apoyo de las hojas de corte

¿Cómo cortarse las uñas de los pies correctamente?

Esta es una duda recurrente. Lo principal a tomar en cuenta es el tamaño del cortaúñas. Las uñas de los pies son frecuentemente gruesas y firmes. Por ello, es necesario contar con un cortaúñas más grande y fuerte. Asimismo, los cortaúñas para pies tienen un borde recto para dar una forma apropiada a la uña.

En segundo lugar, el modo correcto de cortar las uñas de los pies, es en forma recta. Por esta razón, varía la condición con relación a los pies. Especialistas recomiendan no usar cortaúñas de manos en pies. Debido a que se pueden ocasionar daños tanto en la herramienta, como en la uña.

En el caso de que tengas dedos pequeños en los pies es posible usar el de manos. Sin embargo, será necesario el grande para el dedo gordo.

A diferencia de las manos, las uñas de los pies deben tener una línea recta. El motivo es que de esta forma se evitan las uñas encarnadas. Una uña encarnada puede provocar dolor y, en peores casos, infección.

¿Cortaúñas doméstico o alicate cortaúñas?

Muchas personas pueden asumir que no hay ninguna diferencia, pero no es así. La diferencia principal es su tamaño. Los alicates cortaúñas llegan a medir mucho menos que el convencional. Por esta razón, pueden ser una mejor opción para los viajeros. Al ocupar poco espacio, caben en cualquier pequeño espacio.

Por otro lado, vemos una diferencia en cuanto a diseño y forma. Esta es una cuestión más a gustos. Ya que hay personas que ven el alicate más cómodo de sujetar. Sobre todo en las uñas de los pies, puesto que esta conlleva posiciones más engorrosas. Aunque se pueden encontrar diseños ergonómicos para ambos tipos de cortaúñas.

Si bien existen algunas diferencias funcionales, al final ambas cumplen el objetivo. La cuestión es relativa, dependerá de los gustos de cada persona y del espacio del que disponga.

¿Qué recomendaciones hay para facilitar el corte de uñas?

El proceso del corte de uñas puede llegar a ser algo molesto. Especialmente si tienes uñas muy gruesas. En esos casos, hay algunas sugerencias y consideraciones que puedes tomar en cuenta para hacer más eficiente esta técnica. Te las mencionamos a continuación:

  • Una buena solución es cortar las uñas después de darte una ducha. Ya que las uñas húmedas son más blandas y fácil de manejar.
  • Lo principal es no cortarlas muy rápido porque puedes cortar la piel. Además, puedes hacer mal los cortes y crear un auténtico desastre en tus uñas.
  • Empieza por la mitad de la uña, así tendrás una guía de cómo debe quedar la uña
  • Hidrata la zona de la cutícula para que se regenere y tenga un aspecto sano.
  • Acompaña el corte de uñas con una limada para emparejar y darles una textura suave. Realiza una limpieza interna con la cuchilla especial.

Mujer mostrando sus uñas blancas. (Fuente: Ivanov: Mtpp_yuq65o/ Unsplash)

¿Qué pasa si no te cortas las uñas?

Cada cuerpo es un mundo y es importante conocerlo. Por esta razón debes estar consciente de la frecuencia de crecimiento de las uñas. Para luego establecer un tiempo determinado entre cada corte. No existe un tiempo específico para hacerlo, pero se recomienda cada par de semanas.

Cortar las uñas es un hábito muy importante de la higiene personal. Las consecuencias de no realizar esto con una frecuencia moderada son serias.

Algunas ya las hemos comentado antes. La principal es la generación de uñas encarnadas. Este padecimiento puede llegar a provocar hinchazón, dolor e inflamación.

En los peores casos llega a desarrollar infecciones más graves. Lo que puede impedir la realización de ciertas actividades. Ciertamente la mezcla entre el descuido y el cúmulo de bacterias y suciedad son perjudiciales. Ahí radica la importancia de acostumbrarnos a mantener las uñas limpias y cuidadas.

Criterios de compra

Ya hemos visto a fondo de que se trata este utensilio. Por consiguiente procedemos a entender la importancia de sus atributos. Una vez que internalizamos lo indispensable del cortaúñas, hay que encontrar el ideal. Esta elección conlleva una serie de criterios. En esta sección los analizaremos para ayudarte a tomar una buena decisión.

Accesorios adicionales

Primeramente, se debe considerar los accesorios adicionales. Pero, ¿Cuáles son estos accesorios? Muchos cortaúñas vienen integrados con diferentes elementos que complementan su función. Enlistamos a continuación las más comunes:

  • Lima integrada: Sirve para raspar las uñas y alinear cualquier pico o mal corte que se haya hecho.
  • Cuchilla puntiaguda integrada: Son formas puntiagudas que sirven para limpiar la parte interna de la uña. Remueven cualquier partícula de suciedad que se encuentre acumulada en el interior.
  • Fundas protectoras: Como su nombre lo dice, funcionan para proteger el aparato. También dan practicidad al momento de llevarlos de viaje y guardarlos cómodamente.
  • Recipiente o contenedor de uñas: ¡No habrá más trozos de uñas volando por ahí! Muchos cortaúñas incluyen un recipiente de recogida que acumula los trozos de uña cortados automáticamente. Después del uso, simplemente retira y vacía el atrapa uñas.

Diseño

El diseño es un factor importante. Este atributo es el que aporta la comodidad de uso. Como ya hemos explicado, hay cortaúñas de muchos diseños y  formas. Una de las partes donde se enfoca más el diseño es en el mango. El objetivo es lograr diseños ergonómicos que faciliten el agarre y control del utensilio.

Algunos elementos se pueden incluir en su diseño para hacerlo más cómodo. Estos pueden ser: almohadillas para el pulgar, material antideslizante, mangos más largos y cabezales movibles, entre otros. La combinación de estos conformará un cortaúñas manejable y placentero al uso. También ayudará a tener más precisión del corte, sin provocar molestias en los dedos al momento de presionar.

Manicurista cortando uñas profesionalmente. (Fuente: Productions: 332046/ Pexels)

Tamaño

¿Sabías que hay tamaños diferentes de cortaúñas de manos y pies? Los cortadores de uñas para las manos son más pequeños que los de los pies. Normalmente, el borde de los de las manos está ligeramente curvado hacia adentro para simular la forma redondeada de las puntas. Por otro lado, los cortaúñas para pies son más grandes y tienen un borde recto.

Podemos encontrar cortaúñas de diferentes tamaños para adaptarse a las necesidades del usuario. De hecho, existen cortadores de uñas aún más pequeños. Estos son especiales para bebés. Al tener un propósito, cada tamaño posee una fuerza específica. Para facilitar el proceso.

Tipo de uñas

Un cortaúñas pequeño se puede desarmar, e incluso romper con una uña muy gruesa. Por lo tanto hay que tomar en consideración el grosor y tipo de uñas. Si tus uñas son gruesas y duras, se recomienda un cortador grande o un alicate. Por el contrario si tus uñas son delgadas y débiles, con uno convencional de tamaño pequeño bastará

Este factor es uno de los principales. De él dependerá la duración de la herramienta. Si adquieres uno adecuado, tu tiempo de vida será justo. Lo más común es tener varios de diferentes tamaños en casa. Con el fin de que pueda ser usado cada uno correctamente, ya sea en manos o pies.

Uso

Otra subcategoría a tomar en cuenta, es el propósito que le darás al cortaúñas. Con base en esta división podemos dividirlo en dos tipos:

Propósito Características
Personal Para el día a día, tener en casa. Para uso propio
Profesional Para uso profesional. En estéticas. Manicura y Pedicura profesional.

Es considerable mencionar que los de uso profesional, deben ser más resistentes. Deben poseer características en cuanto a calidad y resistencia, bastante notables. Así como otros atributos atractivos, puesto que su uso será constante. Incluso, hay marcas especializadas en cortaúñas profesionales. ¡De que encuentras, encuentras!

Resumen

¿Quieres unas uñas lindas? Contamos con que ahora que conoces toda la información importante, vayas a por el tuyo. Como pudiste ver todo se trata de escoger el tipo de cortaúñas que más te convenga. La clave es seleccionar entre convencional, alicate o tijeras. Recuerda que el cortador para el pie es diferente al de manos.

Finalmente, nuestra intención es recalcar la importancia de mantener este hábito. Conocer tu cuerpo y establecer la frecuencia de corte de uñas. Del mismo modo, hay que considerar los accesorios adicionales que complementan un buen corte como el limado y la limpieza. Toda esta rutina te ayudará a mantener tus uñas. Además, te evitará padecimientos incómodos. ¡Empieza ahora!

(Fuente de la imagen destacada: Golub: 107037236/ 123rf)

¿Por qué puedes confiar en mí?

Evaluaciones